Bici

Ideas para comer bien si vas a montar en bici

5 comentarios

 

Qué bonito deporte es montar en bici, ya sea para desplazarse por la ciudad, como diversión o para mantenerse en forma. Pero pedalear gasta mucha energía, si cogemos la bici a diario necesitaremos comer bien. Una buena alimentación ayudará a que no nos fatiguemos tan pronto y que nuestras pedaladas se hagan con fuerza.

Los hidratos de carbono, fundamentales para llenar los depósitos de energía

Para el ciclista los hidratos de carbono son la mayor fuente de combustible. Cuando hablamos de hidratos de carbono nos referimos a alimentos que nos aportan energía de forma constante y abundante: pasta, arroz, patatas, cereales y pan. Si cogéis la bici por la mañana, os aconsejos tomar una buena tostada o cereales como la avena. Si lo vais a hacer después de comer, un buen plato de pasta o acompañar cualquier comida con pan es ideal.

También están los hidratos de carbono que nos dan energía al instante, son como un “chute energético”. Son ideales para tomar durante una ruta cuando escasean las fuerzas o cuando terminamos para recuperar antes. Se absorben más rápido que los otros, de ahí que dispongamos enseguida de esa gasolina para seguir pedaleando. Estos alimentos son las pasas, fruta, miel, barritas de cereales y alimentos azucarados. Cuando salgo en bici, en mi mochila nunca falta una barrita o algo de chocolate, un buen snack para calmar el hambre y dar energía.

 

Los hidratos también se encuentran en verduras y hortalizas, que además aportan vitaminas y minerales, por eso son el complemento perfecto. Un ejemplo de un plato que me encanta para recargar energía después de una mañana dura de bici: plato de pasta con tomate casero, cebolla y calabacín. También podéis ver algunas alternativas ricas y sanas que propuso mi compañera María. Y no hay que olvidar añadir a los platos algo de proteínas como carne o pescado, alimentos fundamentales para cuidar nuestros músculos

Hay que tener cuidado con la variedad integral de estos alimentos, aunque es muy saludable comer alimentos integrales, un exceso puede hacer que tengamos problemas intestinales, algo nada agradable cuando vamos encima de la bici.

Cómo asegurar una buena hidratación cuando salimos en bici

Es fundamental estar bien hidratado para no sentir demasiado pronto la sensación de fatiga en nuestras piernas. Podemos decir que estamos bien hidratados mientras no sintamos sed. En el momento en que aparezca esa sensación de necesitar agua, ya es demasiado tarde. Sobre todo en los días de más calor es fundamental beber de manera frecuente tanto antes de salir en bici como durante y después.

Yo suelo beber medio litro de agua antes, las mañanas que voy a coger la bici. Eso sí, no la bebo de golpe, sino en pequeños sorbos en tres o cuatro veces. Beber mientras pedaleamos también es importante, cada 10-15 minutos, sobre todo si el trayecto dura más de media hora. Yo utilizo una mochila de hidratación, muy práctica que además me permite llevar más cosas. Y justo al acabar nuestra ruta o trayecto, también es recomendable seguir bebiendo.

La hidratación también nos aporta minerales, que hemos perdido con el sudor y que son fundamentales para que el organismo siga funcionando correctamente. Si nuestro paseo en bici no es muy exigente, con beber agua tendremos suficiente. En cambio, si el esfuerzo ha sido notable nos vendrá bien un extra de minerales, que podemos recuperar por ejemplo con una San Miguel 0,0%. Recordemos que la cerveza está hecha a base de cereal, un alimento rico en minerales perfecto para recuperar.

Los alimentos que podemos llevar encima para comer en ruta


Mi alimento preferido para recargar energía en la bici es el plátano. El problema que tiene es que hay que dejar de pedalear para comerlo. Pero si no tenemos prisa o si queremos comer algo al llegar a nuestro destino, para mí es el alimento a elegir.

Otra opción muy interesante y más práctica es llevar frutos secos o frutas como las pasas, ocupan muy poco y dan mucha energía. También tenemos la socorrida barrita de cereales, que es cómoda de comer y podemos tomarla mientras pedaleamos. Y si alguna vez tenéis prisa por la mañana, yo incluso he “desayunado” encima de la bici cuando el trayecto es de poca exigencia.

¿Cómo es eso de desayunar encima de la bici? Fácil, hacemos un batido con algo de leche, fruta, cereales y frutos secos. Aquí lo llevamos todo, hidratación y alimentación en apenas unos sorbos. Bien triturado incluso lo puedes beber en el bote de la bici.

Imágenes | juicyraipascalbovet.com, garryknight

En Ciudadano 0,0 | Menú semanal equilibrado para comer fuera de casa

  • Beatriz

    A mí se me da tan mal montar con una sola mano que ni el agua ni las barritas casi las considero como opción para no parar de pedalear, jeje. Soy torpe, sí, ¿qué se le va a hacer? Pero muchas veces hay que tomarse un descanso o parar por otro motivo (semáforos, cruces, escalones demasiado altos…) y entonces sí que se pueden recargar energías.

    No suelo llevar bidón porque hay fuentes en mis recorridos. Pero lo cierto es que termino muerta de sed, o sea que a lo mejor debería hidratarme más. El problema es que, si bebo agua, en seguida necesito ir al baño y eso no es cómodo mientras voy en la bici. Quizá a sorbitos cortos, como tú dices, se vaya eliminando por el sudor y evite ese problema.

  • Juan Lara

    Lo de la hidratación es importante. Tranquila que si te da sed, es porque ya estas un poco deshidratada, por tanto si bebes no vas a tener necesidad de ir al baño. Sobre todo, como dices, bebiendo en pequeños sorbos cada 10-15 minutos.

    Los semáforos son un buen sitio para pegarle un bocado a la barrita, buena idea!

  • Pingback: ¿Lesiones con la bici? No son para mí | Ciudadano 0,0

  • Pingback: Ventajas de ser una biciadicta: cosas que han mejorado en mi vida | Ciudadano 0,0

  • Pingback: Qué comer al andar en bicicleta - Punto Fape